La apertura de estos toldos la realiza la fuerza de los brazos extensibles (también llamados invisibles), que se proyectan desde la pared soportando la lona con la pendiente oportuna en cada caso.

Los sistemas con cofre representan la protección total del toldo: lona, brazos y mecanismo.
De esta manera, alargamos la vida de todo el conjunto y mantenemos la lona limpia y en buen estado por mucho más tiempo.

Los sistemas con cofre se integran a la perfección en cualquier tipo de fachada ya que permiten lacado en cualquier color RAL aportando así mayor valor estético a las instalaciones.

Accionamientos manuales y motorizados.

Algunos trabajos realizados
con Toldos con cofre

¿DESEAS PRESUPUESTO SIN COMPROMISO?

contacta con nosotros
contacta con nosotros